Cómo identificar malwares y prevenirlos

Lo s malwares son aplicaciones y elementos nocivos para la computadora, ya sea para su funcionamiento, rendimiento, o capacidad. Por fortuna, hoy contamos con un arsenal de programas específicamente dedicados a su eliminación, control y prevención, pero nunca está de más conocer más al respecto, para darle una mano a tales softwares en el control y en el buen mantenimiento de nuestro equipo.

Es importante saber que la presencia de un malware no significa necesariamente la destrucción del equipo. De hecho, estudios recientes indican que hasta 8 de cada 10 computadoras tienen malwares instalados, y continúan con su funcionamiento "casi" normal, aunque con demoras, lentitud y baja reacción. Debemos diferenciarlos para conocer cómo prevenirlos, y también para identificar su presencia en la compu familiar o personal.

s virus, por su parte, son programas de ejecución normalmente automática, que han sido creados y diseñados para alterar el funcionamiento de la computadora, y por lo general también la destrucción de datos. Para prevenirlos, contamos con cortafuegos y con programas antivirus, que deben ser actualizados periódicamente. Podemos identificar la presencia de virus mediante un examen de antivirus (un control) o bien mediante una modificación en el normal funcionamiento de la computadora, tal como lentitud, desaparición de archivos, apagado o reinicio automáticos, y bloqueo del uso de archivos o carpetas y programas por completo.

Tanto los virus como otros malwares pueden venir escondidos o insertos dentro de contenidos de descarga. Lo cierto es que para que una compu no tenga ningún tipo de malware, debe estar desconectada de Internet y no aceptar ningún tipo de almacenamiento de datos (discos, memorias, pen drives y otros). Pero claro, nadie quiere eso, por lo que es importante conocer más al respecto de los archivos y complementos maliciosos.

Los malwares más usuales son los gusanos y los troyanos. Los gusanos son archivos que logran reproducirse a sí mismos, lo que provoca que el espacio vacío en la máquina se vea ocupada. Esto hará lentitud en el funcionamiento de la computadora, sin peores consecuencias, lo que nos permitirá identificarlos, o al menos sospechar de su existencia.

Los troyanos, por su parte, son elementos que vienen escondidos dentro de otros archivos y complementos (de allí su nombre, en alusión al Caballo de Troya). Poseen diversas finalidades, desde atentar la computadora hasta eliminar archivos o bloquear funcionamientos. Sin embargo, su principal función es la de facilitar el robo de contenidos, ya sea elementos, archivos comunes, o contraseñas, lo que los hace potencialmente más peligrosos. Poseen diversos niveles de peligrosidad, y podemos identificarlos mediante un programa antimalware o los mismos antivirus.

La mejor manera de prevenir los malwares es evitando la descarga de elementos y archivos provenientes de fuentes sospechosas. A los adjuntos de emails, es mejor analizarlos con el antivirus (tanto el online como el residente en la computadora) antes de descargarlos o visualizarlos, para prevenir accidentes.

Como mínimo, una vez por semana hay que actualizar el programa antivirus y los programas antimalware que se tengan a disposición, y hacerlos funcionar en un análisis completo. Esto, aunque muchas veces no logrará "curar" los males, al menos aumentará las posibilidades de detectarlos.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo identificar malwares y prevenirlos, te sugerimos que visites nuestra sección Software.

Esta nota te fue útil?

7 valoraciones. El 43% dice que es útil.